domingo, abril 06, 2008

Nos buscan desde fuera

Publicado originalmente en el semanario Les Noticies en la edición del 28.03.08.
------------------------------------------------------


Hace ahora un año aproximadamente mantenía una conversación con uno de los miembros del grupo escocés LAU (un gran grupo que merece la pena seguir) mientras pasábamos unas horas tocando después de uno de los conciertos del grupo en Gijón. Yo me mostraba gratamente sorprendido porque los tres músicos conocían bastantes temas asturianos, en su mayoría a través de escuchar CDs y gracias a Simon Bradley, violinista de Llan de Cubel.

Kris Drever, el guitarrista, me comentaba que conocía “pocos temas asturianos. Sé cientos de temas irlandeses y escoceses, pero sólo un par de decenas de temas asturianos, no es fácil encontrar música asturiana en Escocia”. A pesar de que eso no es poco ni mucho menos, lo cierto es que para la gente de fuera no es sencillo interesarse por la música asturiana. Y es que sencillamente no exportamos el folk asturiano decentemente.

Es cierto que todos los grupos que salen fuera dejan buen sabor de boca y que la música asturiana tiene éxito más allá de los Pirineos e incluso al otro lado del Atlántico. Sin embargo no es fácil hacerse con música asturiana. En primer lugar, a pesar de las facilidades que nos ofrece internet, sólo hay un par de grupos asturianos que venden sus propios cds directamente a través de la red. A día de hoy es bastante sencillo montar un sistema para cobrar a través de métodos como Paypal o similares y hacer llegar un Cd a cualquier parte del mundo, a pesar de que las tarifas de Correos no ayudan mucho. Afortunadamente, me consta que algunos músicos asturianos ya empiezan a plantearse que además de tocar, su trabajo incluye ir de vez en cuando a hacer envíos.

Apenas hay tiendas online que tengan música asturiana. Si se busca algo que no sea Hevia (cuya música es obviamente bastante accesible), los recursos de los que se dispone se pueden contar con los dedos de una mano y aún nos sobraría alguno.

Tampoco existen muchas publicaciones al respecto. Hasta hace nada era muy difícil hacerse con los cancioneros de Torner y Baldomero Fernández en Asturias, no digamos ya fuera. Los libros de partituras que sí existen están orientados a la gaita y publicados en tiradas dedicadas para el consumo interno en Asturias (aunque aquí sí que se llega más fácilmente a Hispanoamérica). No se necesita saber idiomas para leer una partitura, pero sí que se podrían hacer pequeñas adaptaciones en las publicaciones para hacer la música asturiana más accesible. Un hipotético libro “Música Asturiana para Gaita Escocesa”, con partituras de temas que entren dentro del rango de notas disponibles para una gaita escocesa, probablemente vendería bastantes copias en el Reino Unido y USA.

¿Y qué hay de otros instrumentos? Tampoco sería muy descabellado publicar partituras de música asturiana destinadas al uso en sesiones al estilo irlandés, transportando las melodías a tonos más propios pero conservando todo lo demás. En muchas partes del mundo, en esas sesiones ya se tocan temas de múltiples procedencias y no es un mal momento para añadir temas asturianos a los repertorios. En aspecto audiovisual (DVDs) andamos también bastante mal.

Lo gordo es que cuando uno va a internet y no es fácil encontrar información ni partituras de música asturiana. La gran mayoría de lo que sí existe está en asturiano o en castellano, por lo que las personas que se acerquen desde fuera lo tienen un poco crudo. Varias de las páginas que sí existen tienen material muy interesante, pero al ser hechas por amor al arte se actualizan poco o nada (no es fácil crear una web y mantenerla sin ningún incentivo económico). Así todo, se puede recomendar La gaita asturiana” o “Música tradicional d’Asturies”, fácilmente localizables gracias al señor San Google.

La Wikipedia, la mayor enciclopedia de internet, está prácticamente desprovista de información sobre música asturiana tanto en castellano como en inglés. Si simplemente cada uno de los grupos de folk que funcionan en Asturias se molestase por incluir información objetiva sobre sí mismo la música asturiana estaría expuesta potencialmente a un público mucho mayor.

Ya es hora de que en Asturias empecemos a apuntar también hacia fuera. Hay gente esperando.

3 comentarios:

Folkesí dijo...

No hace mucho comentaba en Folkesí lo de comprar folk en la red, concretamente en Ebay o directamente en las webs de los grupos y decía que los grupos españoles tenían que ponerse las pilas en este aspecto porque no queda otra, ya no hay tiendas de discos...
Un visitante me decía que era por las trabas de la LSSI pero, la verdad, teniendo a mano herramientas como Ebay y Paypal me parece que se debe más a la galbana propia que a las trabas burocráticas.

guitarranalon dijo...

Estoy de acuerdo con lo que comentas, me parece especialmente interesante lo de las partituras que o son de gaita asturiana o no existen...
Seguramente se irá andando poco a poco... esperemos!

chesus dijo...

Yo vivo en Huesca y cuando me interesa algún cd los encargo en la única tienda de discos que tenemos en la ciudad. Ultimamente he pillado algo de musica asturiana y existen muchos inconvenientes. Con grupos como tejedor es el tiempo que tardan en llegar (hasta tres semanas cuando menos) y lo que me ha resultado curioso es que el "desnuda" de anabel santiago me lo han conseguido a través de la edición alemana (no había otra forma), cuestión que es muy normal (también me ha pasado recientemente con otros grupos como Acetre, en este caso extremeño). Lo que para dice mucho de las dificultades de conseguir este tipo de musica. Voy a veces a Asturias y nunca había pasado por Frankfurt.

No conocia este blog y me parece muy interesante, lo intentaré seguir habitualmente

Saluditos
Chesús